En primera persona

No es la primera vez que una paciente me sorprende con sus anécdotas, pero admito que esta vez la de Nuria me ha llamado la atención.

Nuria vino a mi consulta hace un año, convencida de empezar una dieta e interesándose en los tratamientos complementarios para mejorar su figura. Fue una paciente como cualquier otra que siguió nuestros consejos alimentarios y realizó algunos tratamientos corporales hasta conseguir no sólo estar contenta con su figura y su peso adecuado, sino algo más importante: crear hábitos saludables para mantenerlo.

El otro día volvió. Esta vez para asesorarse sobre tratamientos de prevención y cuidados faciales. Visita en la que surgió la anécdota sobre su “puesta en forma” del año pasado: me contó que tras su primera visita empezó a escribir una especie de diario en el que fue relatando su día a día, experiencias, recetas, efectos y efectividad de los tratamientos y cosas que se le pasaban por la cabeza sin más. Me sorprendió tanto que insistí en que me lo dejara… Primero para leerlo y ahora (insistiendo mucho más) para publicarlo.

Y de ahí nace este blog, “En primera persona”, de su experiencia particular, subjetiva y amena. He creído que podría ser un buen apoyo para otras personas. Sé que el punto de vista de una “amiga” a veces es tan importante como el del propio profesional.

Semanalmente iremos publicando las páginas más relevantes del que ha sido su diario particular. Pero además, Nuria ha accedido a seguir escribiendo. Esta vez sobre tratamientos y cuidados de prevención facial y siempre desde un punto de vista subjetivo como paciente. ¡Bienvenida!

Doctor Morano

Dejar un comentario