• Morano Bioplastia Mallorca
  • Morano Botox Mallorca
  • Morano EstÚtica de los labios Mallorca
  • Morano EstÚtica del rostro Mallorca
  • Morano Rinomodelaciˇn Mallorca
  • Morano EstÚtica genital femenina Mallorca
  • Morano Vida sexual Mallorca
  • Morano Lipolaser Mallorca
  • Morano Alopecia Mallorca

La belleza del cuerpo es indicio de la belleza del alma

Tratamiento corporal

Tratamiento corporal > Tratamiento para la disfunción eréctil

Tratamiento para la disfunción eréctil

¿Puedo mejorar mi calidad de vida sexual?

Disfunción eréctil de origen vascular - Tratamiento con ondas de choque

La impotencia, o como los médicos preferimos llamarla, disfunción eréctil, es un problema común, que afecta a aproximadamente al 20% de los varones (1 de cada 5).

La misma puede ser una señal de alarma de enfermedades del corazón. Puede presentarse a cualquier edad aunque es más frecuente a partir de los 40 años.

La sexualidad en el hombre es un aspecto fundamental de la vida, y los problemas de sexualidad pueden afectar profundamente a las relaciones profesionales y de pareja.

Llamamos disfunción eréctil (DE) a la incapacidad para mantener la erección lo suficientemente rígida para permitir una relación sexual satisfactoria.

La DE puede tener diversos orígenes, impide la erección del pene o el mantenimiento de la misma. Es evidente que la edad es un factor importante pero con un diagnóstico y un buen tratamiento pueden restaurar una vida sexual satisfactoria.

La valoración por un especialista es imprescindible para descartar que sea la primera señal de alarma de enfermedad de origen cardíaco, tumoral, hormonal o de otro tipo (hipertensión arterial, diabetes, hipercolesteloremia, etc.) o simplemente producto de los hábitos propios del paciente (consumo de alcohol, tabaquismo, fármacos o drogas).

La disfunción eréctil de origen vascular es la más común(hasta un 70% de los casos) y se produce porque no hay un aporte sanguíneo suficiente o la sangre no permanece el tiempo necesario en los cuerpos cavernosos del pene, para mantener una erección firme y duradera, que permita la penetración.

Cualquier hombre puede tener problemas para alcanzar la erección en algún momento de su vida, especialmente cuando esta cansado, sufre estrés o esta bajo los efectos del alcohol o padece una enfermedad grave.

En España, el 19% de los hombres entre 25 y 70 años presentan problemas para la erección. Esto supone que algo más de dos millones de españoles presentan impotencia.

La frecuencia de la disfunción eréctil aumenta con la edad y afectando casi a la mitad de los hombres entre los 60 y 69 años.

¿Cual es el problema a nivel del pene?

El pene esta formado por dos columnas de tejido eréctil que se denominan cuerpos cavernosos (responsables de la erección) y un conducto (uretra) por donde sale la orina. Durante la erección, este tejido eréctil se rellena de sangre, el pene aumenta su tamaño y se vuelve rígido.

En los cuerpos cavernosos existen unas cavidades que se llaman sinusoides y en flacidez están vacíos. Cuando se produce la erección, llega gran cantidad de sangre a los cuerpos cavernosos y estos sinusoides se relajan y almacenan la sangre. Una adecuada entrada y almacenamiento de sangre produce el aumento de tamaño y la rigidez del pene. Si la sangre no entra correctamente, o se escapa de los sinusoides, entonces se produce la dificultad para lograr y/o mantener la rigidez.

La erección es un fenómeno neurológico y vascular, cualquier enfermedad o trastorno que afecte al cerebro, médula espinal, nervios erectores y pudendos puede producir impotencia.

La DE puede ser orgánica(origen físico) o psicológica. Aunque en muchos pacientes al origen orgánico se añade un componente psicológico (ansiedad por el rendimiento) que agrava el cuadro de disfunción eréctil.

1.- CAUSA VASCULAR: es muy común. Se produce cuando llega poca sangre al arterial al pene o no se retiene adecuadamente dentro de los cuerpos cavernosos (veno-oclusiva), originándose un escape de sangre y un descenso brusco de la erección.

Las causas más frecuentes son: diabetes, hipertensión, aumento del colesterol, tabaquismo, y enfermedades cardiovasculares. En estos varones con factores de riesgo cardiovascular, la disfunción eréctil puede ser un síntoma “centinela” de enfermedad cardiovascular que progresará con el tiempo. Es clave en estos hombres tratar los problemas de erección y es muy importante corregir los factores de riesgo vascular que pueden desencadenar un evento cardíaco o vascular más grave.

2.- CAUSA NEUROLOGICA: se produce cuando existen problemas en la transmisión de órdenes que el cerebro y la médula espinal envían el pene, a través de los nervios erectores, para que se produzca la erección.

Producen este tipo de de impotencia la diabetes, la enfermedad de la médula y las cirugías realizadas por cáncer de próstata, vejiga y recto por lesión de los nervios erectores. Estos pacientes tienen problemas para iniciar la erección y el tratamiento es más complejo.

3.- HORMONAL O ENDÓCRINA: cuando el organismo produce menos testosterona de la que necesita. La testosterona (hormona masculina) incrementa el deseo sexual, aumenta la frecuencia de las relaciones sexuales y de las erecciones matutinas.

4.- POR MEDICAMENTOS: muchos medicamentos que se utilizan para el tratamiento de enfermedades como la hipertensión (sobre todo betabloqueantes y tiazidas) o la depresión pueden causar disfunción eréctil. Los psicofármacos empleados para tratar enfermedades del sistema nervioso suelen afectar la erección.

5.- CAUSA PSICOLÓGICA: es importante debido a que la respuesta sexual se origina en el cerebro y depende de un equilibrio entre impulsos excitadores e impulsos inhibitorios dentro del Sistema Nervioso Central. El cerebro procesa toda la información que recibe y emite órdenes oportunas para que se inicie la erección.

En estos casos el mecanismo peneano de la rigidez es normal, pero la erección se ve dificultada por problemas psicológicos que pueden deberse a ansiedad de ejecución (miedo a no conseguir una erección, miedo a fallar), problemas de pareja, depresión u otros. El estrés de cualquier tipo puede afectar el acto sexual.

Múltiples trabajos han demostrado que los pacientes con riesgo cardiovascular pueden desarrollar inicialmente una disfunción eréctil. Por lo que es muy importante saber que la disfunción eréctil puede ser una “señal de alarma”que nos avisa que las arterias por algún motivo se están cerrando. Si los factores no se corrigen, la enfermedad vascular avanza y puede producirse un infarto de miocardio y enfermedades vasculares en el cerebro, en el corazón y en todas las arterias del organismo.

Por lo dicho anteriormente cuando un paciente presenta disfunción eréctil debe consultar con un profesional para prevenir enfermedades aún mas graves.

¿Como se hace el diagnóstico?

El diagnóstico y tratamiento es individualizado para cada paciente, es decir personalizado para el paciente y su pareja. Se puede diagnosticar y tratar una disfunción eréctil con muy pocas pruebas.

Es muy importante una historia clínica completa, realizada por un profesional experto en este campo, acompañada de una minuciosa exploración física, ambas nos guían hacia el tipo de impotencia y la causa. Además nos permiten valorar la repercusión psicológica que la impotencia genera sobre el paciente y su pareja.

El paso siguiente consiste en solicitar los análisis de sangre adecuados para cada paciente.

Es importante a través de un estudio de ecografía y doppler realizar un detallado estudio vascular del pene (eco-doppler dinámico). Este estudio es fundamental para distinguir entre causa psicógena y orgánica.

Muy rara vez, especialmente en pacientes jóvenes, se debe recurrir a pruebas muy específicas.

Opciones terapéuticas

Actualmente existen distintas formas de tratar la DE. El tratamiento debe ser personalizado y los mejores resultados se obtienen cuando se conoce la causa y es posible actuar sobre ella.

Los tratamientos actuales para la disfunción eréctil orgánica son:

•   Ondas de choque de baja energía

•   Fármacos orales (Sildenafilo, Tadalafilo, Vardenafilo y Avanafilo)

•   Hormonas (Testosterona)

•   Alprostadilo en crema

•   Inyección de un medicamento (Alprostadilo)

•   Prótesis de pene

LasGuidelines de la Asociación Europea de Urología de 2013 indican que los fármacos oralesy las ondas de choque de baja energía son los tratamientos de primera línea para varones con problemas de erección.

¿La DE tiene cura?

La mayoría de los tratamientos para la disfunción eréctil se emplean para producir una buena erección en el momento de la relación sexual, pero no curan la enfermedad.

Múltiples trabajos han demostrado la eficacia de ondas de choque de baja energía en pacientes con impotencia de causa vascular.

A nivel experimental, en el corazón, las ondas de choque de baja energía inducen la formación de nuevos vasos sanguíneos y mejoran la circulación en el músculo del corazón. Estos estudios realizados a nivel del corazón sugieren que las ondas de choque de baja energía podrían tener efectos curativos en pacientes con disfunción eréctil vascular.

Varios trabajos recientes han presentado que los pacientes con disfunción eréctil vascular tratados con ondas de choque de baja energía mejoran su función eréctil y su función endotelial. Ningún paciente presentó dolor ni efectos adversos.

Tratamiento de la DE con Ondas de choque

Hay diferentes publicaciones sobre la utilización de ondas de choque de baja energía con el objetivo de curar a pacientes con disfunción eréctil de causa vascular.

Diversos estudios realizados a nivel del corazón sugieren que las ondas de choque de baja energía podrían tener efectos curativos en pacientes con disfunción eréctil vascular. Varios trabajos han mostrado que los pacientes con disfunción eréctil vascular tratados con ondas de choque de baja energía mejoran su función eréctil y su función endotelial.

Vardi y colaboradores en sus primeros estudios demostraron que las ondas de choque de baja intensidad mejoran la función eréctil con respecto a placebo en varones impotencia vascular. Y más importante, comprobaron que las ondas de choque mejoraban el flujo sanguíneo (entrada de sangre) en un 140%.

Posteriormente estudiaron la eficacia de las ondas de choque en pacientes con disfunción severa que no habían respondido a las pastillas empleadas para tratar su impotencia. Demostraron que las ondas de choque de baja intensidad mejoraban la función eréctil con respecto a placebo de una forma muy significativa. Este aumento de la rigidez peneana se acompaña de incremento del flujo sanguíneo y mejora de la función del endotelio vascular.

Las ondas de choque de baja energía en el pene:

   • Inducen la formación de nuevos vasos sanguíneos

   • Potencian los mecanismos relajadores del endotelio vascular

   • Favorecen la entrada de sangre

   • Estimulan el almacenamiento de sangre en cuerpos cavernosos

Por todo ello ayudan a conseguir una buena erección.

En pacientes con disfunción eréctil vascular las ondas de choque de baja frecuencia podrían tener un efecto curativo. Trabajos recientes han demostrado que las ondas de choque producen un importante aumento del porcentaje de fibras de músculo liso en cuerpos cavernosos del pene. El incremento de estas fibras favorece la dilatación arterial (mayor llegada de sangre) y la relajación de los sinusoides (mayor almacenamiento) Ambos mecanismos son fundamentales para conseguir una buena rigidez.

Aplicación de las Ondas de choque

Se aplican un numero de sesiones determinadas, una por semana, de 25 minutos de duración aproximadamente y al finalizar el paciente se marcha a su casa.  

Las ondas de choque son administradas por un médico experto, que aplica la intensidad adecuada y distribuye las ondas por todo el tejido eréctil, con el principal objetivo de potenciar la vascularización en toda su superficie.

También se administran en la parte perineal de los cuerpos cavernosos.

Las ondas de choque se aplican directamente sobre el pene sin necesidad de anestesia.

Muchos pacientes que necesitaban tomar fármacospara obtener buenas erecciones recuperan sus erecciones tras el tratamiento con ondas de choque y pacientes que no respondían a las pastillas, gracias a las ondas de choque tienen una buena rigidez con los medicamentos orales.

Con el Dr. Gabriel Mateo

vídeo